20-N: Un paro a la medida de la burocracia sindical y de la oposición de derecha : Argentina Indymedia (( i ))
CMIargentina.indymedia.org Dijimos Nunca Más. ¿Donde está Julio López?
Quienes somos Contacto Subscripciones Calendario Donaciones Publicar
en negroen blancoen rojoayuda temas

Translate this page using Google:


Sindicacion
Sindicacion


New Global Vision
versión para imprimir - envía este articulo por e-mail

20-N: Un paro a la medida de la burocracia sindical y de la oposición de derecha
Por Corriente Socialista Militante - Wednesday, Nov. 21, 2012 at 11:51 AM
elmilitante.argentina@gmail.com

El paro general convocado el día de ayer, 20 de noviembre, tuvo un apoyo parcial en el conjunto de la clase obrera, pero no mayoritario. Estuvo completamente distorsionado por la presencia de 300 cortes de ruta en todo el país, protagonizado por unos pocos de miles de activistas y de camiones que paralizaron el tránsito en rutas, líneas de tren y de colectivos, y que impidieron el acceso a las grandes ciudades y a sus lugares de trabajo a millones de trabajadores que no fueron consultados por su apoyo a esta medida de fuerza.

20-N: Un paro a la m...
moyanomichelivenegasbuzzisobrero.jpg, image/jpeg, 600x338

En realidad, el reclamo principal, la eliminación del impuesto a las ganancias, que afecta a los asalariados con ingresos más altos, no toca a la mayoría de los trabajadores. Si bien es un reclamo justo, en sí mismo no justifica una convocatoria a huelga general. Por eso, las CGT de Moyano y Barrionuevo y la CTA de Micheli completaron ese reclamo principal con otros sectoriales - algunos vinculados a los gobiernos provinciales y locales - para tratar de arrastrar a la mayor cantidad posible de trabajadores. Pero lo que más destacó de la convocatoria al paro es que NO HUBO UN SOLO RECLAMO A LA PATRONAL, SOLO AL GOBIERNO. Esto da en si mismo una medida del carácter de fondo de la protesta. La verdad es que el paro fue impulsado por la burocracia sindical vinculada a la oposición política de derecha al gobierno – desde la derecha peronista y el PRO, hasta la UCR y el FAP de Binner – que pretende montarse sobre reclamos legítimos de los trabajadores.
Una prueba de esto es que, al margen de las organizaciones obreras convocantes, las CGT y la CTA opositoras, el “paro” fue apoyado y amparado por los principales enemigos de la clase trabajadora, como lo demuestra el comunicado de apoyo de los terratenientes de la Sociedad Rural y de otras patronales menores como la Federación Agraria, y el apoyo entusiasta de los principales medios de la derecha (Clarín, La Nación, etc.) y de sus partidos (UCR, PRO, derecha peronista). Cualquier dirigente obrero honesto sentiría verdadero asco al saber que su movilización está apoyada por los representantes más calificados del enemigo de clase. Pero esto no pareció inmutar a Moyano ni a Micheli, ni tampoco, lamentablemente, a una variedad de dirigentes gremiales de la izquierda que apoyaron este paro con fervor, para vergüenza suya. Un dato a reseñar es que en la Ciudad de Buenos Aires, el gobierno de Macri – connotado por su represiva política sindical contra los activistas de ATE – anunció el día anterior que no descontaría el plus de presentismo a los trabajadores que adhirieran a la medida de fuerza del gremio municipal SUTECBA – su primer gran paro en 11 años – enrolado en la CGT moyanista y próximo al PRO.

Una metodología burocrática

El otro dato relevante de la protesta de ayer, ya reseñado, es que “éxito” del paro no fue garantizado por los trabajadores mismos – salvo en aquellos sectores donde hubo una adhesión manifiesta – sino por activistas ajenos a los trabajadores involucrados, que decidieron por su cuenta y riesgo hacer imposible la circulación en amplias zonas del país. La pretensión de salvar a la clase obrera sin su participación consciente siempre fue una acción burocrática que expresa una desconfianza instintiva en la propia clase obrera. Si los organizadores del paro hubieran tenido plena confianza en la justeza del paro y en los propios trabajadores habrían apelado a la organización de asambleas en todos los lugares de trabajo, a la agitación activa y a la formación de piquetes informativos a la entrada de las empresas y oficinas para convencer a los trabajadores para que adhirieran.
Pero lo que hubo fue tratar de imponer un paro “de hecho” sin apelar ni consultar a millones de trabajadores.
Clarín y La Nación, que apoyaron con entusiasmo el paro como si fuera promovido por ellos, lo reconocieron abiertamente:
“El importante impacto del paro nacional contra el Gobierno sorprendió a todos, hasta a sus propios organizadores, pero desnudó una realidad impensada hasta hace una década: la efectividad se debe, en gran medida, al demoledor efecto que causaron los piquetes.
Bloquear los accesos a la Capital terminó siendo más efectivo que apelar a la adhesión orgánica de los gremios, como sucedió tradicionalmente.” (Clarín, Un paro que sorprendió y se sostuvo en los piquetes).
“En la mañana fue casi imposible entrar y salir de la ciudad, ya que estuvieron cortadas la autopista 9 de Julio Sur en Constitución, la autopista Buenos Aires-La Plata en el ingreso a la capital bonaerense, la autopista Riccheri, la autopista Illia a la altura de la salida de la avenida Castillo, el acceso Oeste a la altura de Vergara y el puente Pueyrredón. Delegados de la empresa Kraft comenzaron pasadas las 10.30 a levantar el corte en la autopista Panamerica en el kilómetro 35, a la altura de Henry Ford. También se registró un corte en la avenida General Paz a la altura de Constituyentes, pero fue levantado cerca del mediodía”. (La Nación, El paro de Moyano y Micheli se sintió con fuerza en todo el país).
Esta metodología no tiene nada que ver con el movimiento obrero y sus tradiciones genuinas. Es la metodología de la burocracia sindical, no de los trabajadores. En lugar de basarse en el convencimiento de los trabajadores y en apelar a su conciencia de clase, se apoya en la coerción del aparato y, sobre todo, en el convencimiento y la confianza de que este gobierno no reprimiría los piquetes en las rutas y vías de tren. Así no es complicado hacer un paro; pero entonces ¿para qué se necesita la agitación, para qué hace falta un sindicato, para qué afiliarse y organizar asambleas en las empresas, para qué formar y forjar la conciencia de clase en los trabajadores? Esta metodología, lejos de impulsar la conciencia de clase, la empequeñece, favorece el burocratismo y la apatía de los trabajadores y mancilla la gran divisa que Carlos Marx legó al movimiento obrero internacional: “La emancipación de los trabajadores debe ser obra de los trabajadores mismos”.
Un indicativo del carácter del paro es que no se convocó a ninguna movilización de masas en todo el país. Es un caso casi único en los anales del movimiento obrero que una huelga general no venga acompañada de marchas masivas para concentrar la voluntad y la determinación de lucha de los trabajadores. Y esto no es casual. A los convocantes del paro les resultaba completamente indiferente la movilización de los trabajadores y desarrollar su conciencia de clase sino garantizar el paro a cualquier costo para golpear al gobierno y celebrar el éxito del mismo. No les interesaba la imagen de decenas de miles de trabajadores marchando sino mostrar las calles semivacías de las grandes ciudades durante las primeras horas de la mañana. El objetivo no era instalar el reclamo de los trabajadores sino golpear políticamente al gobierno.
El hecho de que la prensa burguesa y la oposición festejaran con esto señala nítidamente el carácter reaccionario del paro y la metodología utilizada para asegurarlo.

Un paro políticamente reaccionario

El paro general convocado el día de ayer, 20 de noviembre, no solo fue reaccionario metodológicamente en una gran medida sino también desde un punto de vista político. Que adhiriera y apoyara el paro una franja de la clase obrera no le otorgó ningún grado de progresividad. El aspecto central es por qué se convoca, quién está detrás y quién se beneficia.
Podemos comprender y hasta simpatizar con la actitud de muchos trabajadores que fueron voluntariamente al paro pensando exclusivamente en sus reclamos, pero es nuestra obligación señalar que fueron tomados de rehenes para una política propatronal.
Ya mostramos antes el apoyo político público al paro de las patronales rurales y de la oposición de derecha
¿Qué fue eso? ¿Una anécdota? ¿Es que los más destacados enemigos de los trabajadores se caracterizan por apoyar los paros obreros? Si esta gente quería montarse indebidamente sobre un paro genuino de los trabajadores para sus propios intereses, Moyano y Micheli deberían haberlos denunciado y desacreditado públicamente. Pero no lo hicieron ¿Por qué? ¿Es que Moyano y Micheli son unos ingenuos? En absoluto. Ambos saben mejor que nadie que todos estos sectores guardan en su cartera un programa, una acción de gobierno y una política represiva mil veces más reaccionarios que todo lo que pueda atribuírsele o reprochársele al gobierno de Cristina. Fue algo consciente de su parte. Por lo tanto, está claro que en los hechos los dirigentes de las CGT y la CTA opositoras (Moyano, Micheli, Barrionuevo y el Momo Venegas) han conformado un frente único con la oposición de derecha y patronal al kirchnerismo, que busca desestabilizar al gobierno hasta forzar su renuncia a medio plazo. Que Moyano y Micheli digan que no los mueven los mismos objetivos políticos reaccionarios declarados de la derecha no los salva de su gravísima responsabilidad y de utilizar a los trabajadores para prestarse conscientemente para estas maniobras de nuestros enemigos de clase. Deben ser denunciados y es lo que hacemos.
Aquellos sectores de la izquierda que apoyaron el paro, tanto los que se organizan en partidos como los que ostentan orgullosamente el título de “independientes”, jugaron otra vez el triste papel de comparsas de este sector de la burocracia sindical y de la derecha. Pese a que declararon que no compartían los objetivos reaccionarios de la burocracia sindical y de la oposición de derecha, en los hechos se prestaron a sus maniobras. En lugar de abstenerse de participar en este juego reaccionario, adhirieron entusiastamente al paro, según ellos, para levantar una alternativa independiente. Pero sus reclamos quedaron sepultados entre la montaña de propaganda de la burocracia sindical opositora y de los medios de derecha, y ante los ojos de millones de trabajadores aparecieron como la muleta de izquierda de todos esos sectores. El “luchismo” sindicalista sin un enfoque político de clase correcto es tan reaccionario como el sindicalismo amarillo que pelea abiertamente a favor de la patronal. ¿Qué sacaron en limpio estos sectores de izquierda de su participación en el paro? Sólo una palada más de lodo sobre la palabra “izquierda” y, lamentablemente, también sobre sí mismos.

El alcance del paro

Como decíamos, el paro tuvo una adhesión parcial algo mayor al paro convocado por la CGT de Moyano el pasado 27 de junio, que fue baja entonces. Pero en modo alguno contó con la simpatía de la mayoría de los trabajadores.
Los sectores que adhirieron fueron camioneros y recolección de residuos (con un acatamiento total), estatales y salud (mayoritario), bancarios (mayoritario), docentes (parcial), líneas aéreas (parcial y sólo cabotaje y países limítrofes), gastronómicos (parcial en hoteles y mínimo en bares y restaurantes), estaciones de servicios (parcial), petroleros de Neuquén, judiciales (parcial), canillitas, municipales (parcial).
No adhirieron o fue mínimo en la industria, Construcción, el transporte urbano e interurbano. En Ferroviarios sólo votó el paro el ramal de la Línea Sarmiento (un “aporte” de la izquierda) y parcialmente la Línea Roca. Otros ramales, salvo el Belgrano Norte, fueron obligados a parar por los cortes. En el subte sólo adhirió la Línea B. El paro fue casi inexistente en Comercio, y hubo paros aislados en energía (Luz y Fuerza).
Resumiendo, fue un paro general parcial que no arrastró a la mayoría de los trabajadores, y sólo los cientos de cortes de ruta le dieron la envergadura que finalmente adquirió ante la opinión pública.
Hay quien podría argumentar que el sector de la burocracia sindical que apoya al gobierno, y que nuclea la actividad del 70% de los trabajadores del país, tampoco permitió la organización de asambleas democráticas para discutir el paro. Seguro que es así, pero la realidad es que el reclamo principal de la protesta: eliminación del impuesto a las ganancias a los asalariados con ingresos mayores y reclamos sectoriales, casi todos de los trabajadores públicos, afectaban a una minoría de los trabajadores encuadrados en los gremios oficialistas. En cualquier caso, tampoco surgieron movimientos opositores de alguna significación de sus bases a favor de ir al paro.
El gobierno también tiene un importante grado de responsabilidad en lo sucedido. Al resistirse a eliminar el impuesto a las ganancias a los asalariados o, como mínimo, actualizar el monto del mínimo imponible con la inflación real, da alas para se instalen la demagogia de sectores de la burocracia sindical y, sobre todo, de la derecha y que ésta tenga un cierto eco en un sector de los trabajadores.
Lo que se necesita es aumentar los impuestos a los ricos, gravar las rentas financieras actualmente exentas o con bajos impuestos, como las mineras.
Como después de la movilización reaccionaria del 8N, da risa escuchar a los dirigentes de la derecha y de la “izquierda”, y a la burocracia sindical opositora, proclamando el aislamiento social del gobierno y que éste tiene los días contados. En realidad, este tipo de acciones y maniobras tienen el efecto de soldar más fuertemente aún al kirchnerismo con su base social, constituida por la mayoría de los trabajadores, de la juventud y del pueblo pobre, mientras lo que se percibe es el desplazamiento hacia la derecha de sectores amplios de la pequeña burguesía y de la aristocracia obrera, como en 2008-2009. Esto es así porque, independientemente de que el apoyo al kirchnerismo contenga todas las gradaciones – desde el apoyo con bronca y la insatisfacción, hasta la simpatía incondicional - la mayoría de los trabajadores y de los sectores populares no encuentran una alternativa para enfrentar a la oposición de derecha. Quienes vaticinan el hundimiento inminente del kirchnerismo confunden sus deseos con la realidad y desconocen la verdadera relación de las fuerzas sociales actuantes.

Por un plan de lucha genuino y democrático

Los trabajadores tenemos muchos reclamos pendientes, hacia este gobierno, hacia los gobiernos provinciales pero, sobre todo, hacia las patronales privadas, a quienes los sucesivos “paros generales” de Moyano y Micheli los pasados 27 de junio, 10 de octubre y 20 de noviembre no han planteado NINGÚN reclamo. Este último es el dato que pasa de manera irrelevante hasta para los más entusiastas defensores del paro del 20 de noviembre entre el activismo de izquierda.
Pero lo que se necesita es un plan de lucha genuino por todos los reclamos pendientes, que debe ser convocado democráticamente, apelando a la unidad del movimiento sindical, independientemente de sus direcciones. Pero la condición pasa por delimitar política y expresamente con la oposición de derecha, más aún si los reclamos son planteados al gobierno nacional. Sólo con esas condiciones veríamos un apoyo mayoritario de la clase obrera a un paro general o sectorial que haga honor a ese nombre, que aglutine a trabajadores kirchneristas y no kirchneristas, que saque a las calles de manera entusiasta a millones de trabajadores y que dé un impulso formidable, en paralelo, al alumbramiento de corrientes sindicales opositoras antiburocráticas, tanto en los gremios opositores como oficialistas que recompongan de a poco la unidad del movimiento sindical argentino y lo libre de esa excrecencia parasitaria que representa la burocracia sindical en todas sus formas.

agrega un comentario


Excusas
Por marcelo - Wednesday, Nov. 21, 2012 at 1:35 PM

por un lado dicen que los trabajadores no fueron consultados. Y dos renglones mas abajo se despachan que el impuesto a las ganancias no justifica un paro general. Ustedes, aquien consultaron para semejante conclusion? Dejen de disfrazar el apoyo politico al gobierno y sean mas honestos

agrega un comentario


La ultraizquierda en caida libre
Por Pablo - Thursday, Nov. 22, 2012 at 4:44 PM

Realmente este es un gran analisis, comparto todo lo expresado.
La deriva de la ultraizquierda es cada vez mas grande, y en cuanto el escenario politico siga polarizandose quedaran cada vez mas expuestos ante millones de laburantes que los ven pasear de la mano del enemigo.
Si bien su influencia es insignificante en terminos politicos, siguen tirandole tierra encima a la palabra "izquierda"
No han aprendido nada, marcharon con los patrones del campo entonces y marchan con la derecha politica y mediatica ahora.
Encima fueron los que garantizaron los piquetes que sirvieron solo para imponer el paro haciendole el juego a la derecha peronista.
Estoy seguro que muchos de los trabajadores que honestamente participaron de tal maniobra tarde o temprano llegaran a la conclucion de que fueron manipulados. No estaban luchando por sus reclamos sino para acelerar la salida de Crisitina y asi imponer un gobierno de derecha.
Felicitaciones a los cumpas que armaron este balance, es clarificador

agrega un comentario


Los trabajadores adherimos al paro
Por Clon de Viviani - Thursday, Nov. 22, 2012 at 5:19 PM

Desde una posicion clasista, los trabajadores adherimos al paro de la gloriosa CGT.

agrega un comentario


Gorilas
Por Laura - Saturday, Nov. 24, 2012 at 4:39 PM

Dios cria a los gorilas de derecha y de izquierda y Moyano los amontona! El 20N yo no pare!

agrega un comentario


el militonto K
Por que se puede esperar - Saturday, Nov. 24, 2012 at 4:59 PM

Bueno q se puede esperar de traidores como el militonto que llamaron a votar a CFK.
logicamente cualquier reclamo politico q se haga a CFK no corresponde y habria q hacerselo a los patrones.
q bajo el nivel de estos tipos.

Este gobierno tiene fecha de vencimiento y no por los gorilones de derecha sino por su propia mano, por lo brutos que son y por sus aliados y chupamedias gratis como estos impresentables.

las masas van a hacerse sentir su bronca en los proximos meses

Bolcheviq

agrega un comentario


es verdat
Por Clon de Brutus - Saturday, Nov. 24, 2012 at 5:37 PM

como se hizo sentir el 8N y el 20N....

agrega un comentario


adherimos
Por Pibe Trosko - Saturday, Nov. 24, 2012 at 6:42 PM

El Pibe Tosko ahiere al paro del 20N.

agrega un comentario


Blocheviq de la rama Moyanista
Por Roman - Monday, Nov. 26, 2012 at 1:05 PM

El bolcheviq Moyanista adhirio entusiatamente al paro porque es tan obsutso que se posiciona junto a la derecha que busca el golpe suave.
Una brujula politica para este jovencito, ayudenlo a salir de entre los muertos vivos y diganle que la lucha de clases es real. Que baje un poco el libro y mire a la calle.
Si no fuese tan beneficioso para los enemigos de clase, estos sectarios incurables serian dignos de risa....
Juran por Marx y juegan para los patrones, son la nueva Union Democratica.
Ay ay ay estas patrullas perdidas de la ultraizquierda no aprenden mas, otra vez la historia se encara de refregarles por la cara su inutilidad politica, su esterilidad.
Para lo unico que sirven es para debatir en Indymedia.

agrega un comentario


ay dio
Por mesejante bruto - Friday, Nov. 30, 2012 at 7:04 AM

es algo basico cuando los de arriba se pelean la teoria revolucionaria dicta que hay que aprovechar las disputas .

como siempre en politica hay que tratar de ver la sustancia del problema. de que va la cosa en realidad y no en los sueños de algun "dirigente" trasnochado o aspirante a dirigente.

el tema clave es que la clase media se esta cansando de que le cobren un impuesto que nunca le habian cobrado .
la novedad es que ademas de pagar el impuesto inflacionario en sus consumos (que es un parte tan solo de sus ingresos) ahora tiene que pagar el impuesto al ahorro.
no puede comprar dolares y "evadirse" como hacia siempre.
un ejemplo el tipo de clase media que va al banco a depositar le dan 10 o 15% anual cuando todos saben que la inflacion es 25% -30% anual. en un año pierde un 15-20% mas o menos que es lo que se embolsa el estado nacional via maquinita del BCRA.
la clase obrera esta acostumbrada a pagar el impuesto inflacionario.pero la novedad de los ultimos años es que a la clase obrera del estamento mas elevado encima le cobran y cada vez en mayor proporcion el impuesto a las "ganancias" (recordar que hace 1 año que no actualizan el valor minimo no imponible es decir cada vez mas trabajadores pagan).
conclusion los obreros mas acomodados y la clase media se unen contra este gobierno que no sabe de donde cobrar impuestos que nadie quiere pagar.
la clase obrera menos favorecida debe acompañar este movimiento para que los impuestos los paguen las empresas ,bancos y burgueses acomodados y no las masas del pueblo(las empobrecidas y las no tanto).

Este gobierno defiende las ganancias de los monopolios por encima de todo aun enfrentandose con masas cada vez mas grandes del pueblo.

Bolcheviq

agrega un comentario


mensaje bolchechinche
Por triunvirato rojo - Sunday, Dec. 02, 2012 at 2:57 AM

Ahora te acordastes que el Gobierno le tiene que pedir a los que mas tienen. Donde estabas con la 125? es decir donde estabas cuando el gobierno le queria cobrar impuestos a los que mas tienen.
Veamos donde estaba el BOLCHEVIQ hace 4 años
- No termino el secundario y no sabia que era un Bolche o confundia al Bolche con Bochinche
- De Boliche en Boliche me gusta la noche me gusta el bochinche
ESTO EN EL MEJOR DE LOS CASOS
-Convenciendo a la Sociedad Rural que los Bolchechinches no eran como los Kirchneristas que le iban a cobrar impuestos a las ganancias extraordinarias, para sacar algun voto.
-Defendiendo a los filoprocesistas o bailando en el boliche New York City con la Pando y te hicistes bolichinche como Ripollo.
-Diciendo que Los Impuestos a la renta extraordinaria era para pagar la deuda externa, olvidandote como Altavista, despues de una noche de Boliche, que habia dicho que la crisis la paguen los que mas tienen.
-Buscando el TERCER CAMPO OBRERO en los Boliches PACHA, DIMENSION, LA FRANCE junto al CHIPI CASTILLO mas que en una manifestacion CGTISTA con obreros movilizados por el Kirchnerismo.
Los brutos son mejores que los bolicheros y dejate de joder con eso del bolchevismo que es cosa seria.
TANTO BOLICHE TE HIZO ACORDAR QUE AHORA HAY OBREROS.
MACRI Y BIOLCATI PASAN MUSICA FASHION Y VOS Y MOYANO BAILAN A SU RITMO.
GLORIOSO TRIUNVIRATO ROJO, LO MENOS FASHION Y LO MAS SERIO DE LA IZQUIERDA

agrega un comentario


triunvirato flojo
Por Morenista - Sunday, Dec. 02, 2012 at 2:31 PM

Lo que hace Blocheviq es exactamente lo mismo que hace el MMV, que es revindicar a Roby Santucho y a Nahuel Moreno....te recomiendo que averigües, te vas a sorprender..

agrega un comentario


contestacion??
Por jaja - Tuesday, Dec. 04, 2012 at 10:23 PM

que tomaste tr?
parece q pega feo

agrega un comentario


CMI Network: www.indymedia.org Africa: ambazonia canarias estrecho kenya nigeria áfrica del sur Canada: london, ontario maritimes montreal ontario ottawa quebec thunder bay vancouver victoria windsor Asia del Este: burma jakarta japón korea manila qc saint-petersburg Europa: abruzzo alacant andorra anveres armenia atenas austria barcelona belarus bélgica belgrado bristol brussels bulgaria calabria croacia chipre emilia-romagna estrecho euskal herria galiza alemania grenoble hungría irlanda estanbul italia la plana liege liguria lille linksunten lombardia londres madrid malta marseille nantes napoli holanda niza northern england noruega nottingham oost-vlaanderen c.m.i. indymedia paris/Île-de-france patras piemonte polonia portugal roma romania rusia cerdeña escocia suecia suiza torun toscana toulouse ukraine gran bretaña valencia America Latina: argentina bolivia chiapas chile chile sur brasil sucre colombia ecuador méxico peru puerto rico qollasuyu rosario santiago tijuana uruguay valparaiso venezuela Oceania: aotearoa brisbane burma darwin jakarta manila melbourne perth qc sydney Asia del Sur: india mumbai Estados Unidos: arizona arkansas asheville atlanta austin austin baltimore big muddy binghamton boston bufalo charlottesville chicago cleveland colorado columbus washington, dc hawaii houston ny capital ciudad de kansas los ángeles madison maine miami michigan milwaukee minneapolis/st. paul new hampshire nueva jersey nuevo méxico nueva orleans north carolina north texas nyc oklahoma filadelfia pittsburgh portland richmond rochester rogue valley st louis san diego san francisco bahía de san francisco santa barbara santa cruz, ca sarasota seattle tampa bay tennessee urbana-champaign vermont western mass worcester Asia del Oeste: armenia beirut israel palestina proceso: fbi/legal al día listas de correo documentación técnico voluntarios proyectos: impresos radio tv satelital video regiones: estados unidos temas: biotech

Copyleft © 2001-2008 Argentina Centro de Medios Independientes (( i )). Copyleft: Se permite la copia, distribución y uso de los contenidos de Indymedia Argentina, siempre y cuando NO se utilice con fines comerciales, a no ser que se obtenga permiso expreso del autor y en todos los casos se reconozca la autoría (poniendo como fuente http://argentina.indymedia.org ). Las opiniones o artículos vertidos por lxs visitantes o colaboradorxs en el sitio pueden no reflejar las ideas de Indymedia Argentina. Usamos software libre. sf-active v0.9.4 Descargo | Privacidad