Ademys: Seamos Claros : Argentina Indymedia (( i ))
CMIargentina.indymedia.org Dijimos Nunca Más. ¿Donde está Julio López?
Quienes somos Contacto Subscripciones Calendario Donaciones Publicar
en negroen blancoen rojoayuda temas

Translate this page using Google:


Sindicacion
Sindicacion


New Global Vision
versión para imprimir - envía este articulo por e-mail

Ademys: Seamos Claros
Por Colectivo Lista de Maestr@s y Profesor@s - Tuesday, Nov. 27, 2012 at 11:53 PM

Ante los hechos y declaraciones que se suscitaron durante y posteriormente a la asamblea del 6/11 en nuestro sindicato, nos expresamos en favor de la democracia sindical, la participación real de las bases y la defensa de la independencia política en Ademys.

La necesidad de una articulación nacional para la lucha
Desde Lista de Maestr@s y Profesor@s somos conscientes de la necesidad de articular con sindicatos de otras jurisdicciones la lucha reivindicativa en un contexto de creciente ajuste y precarización que pagamos los trabajadores y el pueblo pobre en su conjunto; articulación que dotaría de carácter nacional a las luchas de los trabajadores docentes. Somos conscientes del derecho que tenemos quienes no estamos contenidos en una entidad de 2º grado a poder estarlo. Y somos consecuentes en la búsqueda de dicha unidad en la acción: bastan como ejemplos la solidaridad expresada en las pasadas luchas docentes en Santa Cruz y en Neuquén; como así también la unidad y solidaridad con otros sectores de la clase trabajadora. Por esto entendemos que la unidad, ésa que la actual conducción oficialista de CTERA sabotea, debe ser el producto de articulaciones y militancia desde las bases -como las mencionadas-, de experiencias concretas que devengan en lazos fuertes de construcción para recorrer un camino de lucha. Entendemos que esta es la única manera de que la tan preciada unidad de los trabajadores se concretice. No creemos viable que una dirigencia, por más buena voluntad que tenga, pueda decretar una unidad desde arriba.

Cuando se propuso la formación de una federación, celebramos la iniciativa, pero entendiendo que esa declaración no sería nada más que el principio de debates y articulaciones que debían llevar tiempo. Hoy, cuando la Federación ya está “constituida” de hecho (cosa que se ve expresada en la convocatoria al paro del 20 de noviembre, en el temario del llamado a la asamblea del 6/11: “Incorporación de Ademys a la Federación Docente Nacional” y así también en el Ademys Informa del 7/11 donde se deja de manifiesto que “Ademys ingresa a la federación docente nacional”, además de las sucesivas publicaciones que anuncian esto, inclusive manipulando los resultados de la votación, en materiales de "Alternativa Docente"), sostenemos que ésta no es la entidad que garantizará la herramienta de unidad que los trabajadores necesitamos dado que va en sentido contrario a la promoción de la participación de las bases. Discutimos esto hacia el interior de Ademys, resaltando nuestra preocupación por cuidar las asambleas, las construcciones con los compañeros de base, la necesidad de tomarnos más tiempo para instalar el tema y crear una federación con representación real. Como respuesta, no obtuvimos otra cosa que apuros en los tiempos de decisión, poca claridad en relación a los demás sindicatos que formarían la federación, como es el polémico intento de incorporar a la entidad a ATE, y una insistencia que dejaba en claro que Ademys debía estar en la federación a como diera lugar. Fuimos parte de una asamblea de afiliados el día que se "aprobó" el ingreso de Ademys a la federación, aun habiéndose incumplido la votación por las dos terceras partes como lo requiere el estatuto del sindicato en su art. 40. Como es sabido, votamos a favor de la incorporación a la Federación en calidad de observadores, para ser parte de la misma si, y sólo si, se respetan los principios democráticos que deben cimentar una entidad que aspira a organizar a la docencia que no tiene representación en otras entidades de este tipo. Para nuestra sorpresa, muchos de los presentes no advirtieron -o no quisieron advertir- el incumplimiento del art. 40. Señalamos tal incumplimiento como parte de la defensa del estatuto que garantiza la democracia; como parte de defender la construcción de un sindicato que respeta los consensos de los trabajadores para avanzar desde allí dando pasos firmes sobre la base de la democracia sindical. No entendemos las asambleas en términos de “ganar” o “perder” a cualquier costo, es por eso que señalar este incumplimiento fue producto de advertir el fraude al que nos estaban sometiendo al conjunto de los trabajadores en Ademys, y no un despecho infantil. Respetar los acuerdos y documentos de los trabajadores es defender los intereses de la clase, eso es lo único que nos motiva.

Por si esto fuera poco, días después de la asamblea, se pasó a la redacción de las actas correspondientes, donde los compañeros secretarios de actas -elegidos en dicha asamblea- fueron instados a redactar no una crónica de lo sucedido en la misma sino una lectura parcial de los hechos a gusto de la Lista Violeta. Ante nuestro argumento de que las actas deben reflejar lo producido en la asamblea sin valoraciones subjetivas y de que debíamos dejar asentado el comentario del compañero de Lista de Maestr@s y Profesor@s sobre el art. 40 hacia el final de la asamblea, los que bregamos por la transparencia y la democracia en los ámbitos de participación y decisión de los trabajadores nos vimos en la situación de tener que tolerar que se desvalorizara verbalmente nuestro estatuto, es decir, el estatuto de todos los docentes que integramos Ademys. También se nos remarcó, intentando disuadirnos, que en realidad, la asamblea había votado a favor de ser parte de la elaboración del estatuto de la Federación y no el ingreso a la Federación misma, ya que aún no estaba constituida. Falacia que al menos se da contra las públicas declaraciones que mencionamos unos párrafos más arriba. Sumado a esto, nos sorprende la enfática contradicción de la Lista Violeta que en su nuevo comunicado del día 20 de noviembre afirma que “Lo que se votó es la voluntad de participar activamente e incorporarse a la conformación de la Federación docente”, es decir, que la incorporación agitada por la Violeta días antes no sería tal, sino sólo una expresión de “voluntad”.

Ante la firme decisión por parte de los compañeros secretarios de actas de nuestra agrupación y de Tribuna Docente de no modificar el acta, compañeros de la Lista Violeta realizaron otra acta -la cual fue elaborada a espaldas de los secretarios- e intentaron presentarla ante el Ministerio de Trabajo, sin las firmas correspondientes. Entendemos que fraguar un acta no es la forma de resolver los problemas de los trabajadores. Presionar a los secretarios de actas elegidos en la asamblea para que modifiquen las actas no es una manera democrática y honesta de defender los intereses de los trabajadores. Por esto mismo, y ante los dichos de la Lista Violeta, sostenemos que no es “oportunista” reafirmar la verdad. No sólo hablamos del incumplimiento de un artículo del estatuto, lo que ya es grave, sino de hasta qué tipo de prácticas llegan compañeros para imponer sus propias decisiones al conjunto del sindicato.


La Federación que puede servir a la docencia (y la que no)

Según nuestro parecer, una Federación docente nacional que junte a los sindicatos que están por fuera de la CTERA, puede ser el puntapié para avanzar en la coordinación de las luchas, y aportar además la posibilidad de unificar medidas y reclamos con las seccionales combativas y opositoras de CTERA. Una Federación formada por sindicatos docentes de base, con congresales elegidos en asambleas, con participación de las minorías, que pueda coordinar con demás sindicatos provinciales que defiendan los intereses de los trabajadores, que sea fruto de un recorrido y acuerdos comunes, potencialmente podría aportar para solucionar el problema de la fragmentación a la que nos someten los gobiernos y la dirección de CTERA de que cada provincia y sus entidades provinciales correspondientes salgan a pelear solas sin coordinar con otras jurisdicciones y sin apoyo nacional. Sin embargo, la Federación Nacional que se está armando se conforma de arriba para abajo, con la misma participación de sindicatos de base que de agrupaciones docentes, promoviendo la afiliación directa, etc.

Objetamos la integración de agrupaciones partidarias en carácter de afiliados plenos a la federación pues consideramos que vicia su institucionalidad. Estamos por el derecho a la expresión política de todos los afiliados, como corrientes internas de opinión, pero afirmamos que el reconocimiento de la Agrupación Alternativa Docente (o las que se presentaren a futuro), como ente afiliador a nivel nacional es un despropósito que tergiversa la democracia de la futura federación. Consideramos que aquellos docentes que no tienen sindicatos de la federación en su jurisdicción, podrán adherir a las medidas o propuestas de la federación, que es entidad de segundo grado, pero no podrán pesar en sus decisiones como afiliado directo y esto por una cuestión democrática: un sindicato es una herramienta para la lucha por reivindicaciones frente a una patronal o gobierno. Se requieren espacios unitarios de la clase para votar las medidas de fuerza o el programa que habrán de afectarnos en nuestra relación con la patronal, en este caso el estado. El reconocimiento de una agrupación política nacional podría imponer a otros trabajadores resoluciones que, sin embargo, esa agrupación no es capaz de garantizar en ninguna jurisdicción por mayoría efectiva de trabajadores.

También hemos reclamado la apertura de un proceso de intercambio de debates y propuestas de todas las entidades en todos los sindicatos para que el proceso de federarse sea una construcción colectiva y no un mero acuerdo de dirigentes. Asimismo hemos planteado la necesidad de la transparencia en los padrones para que la representación sea proporcional a afiliados cotizantes fehacientes de modo de sentar bases sólidas y fraternas de construcción.

Estamos a favor de tomar los principios de la fundación de CTERA de Huerta Grande de 1973, como plataforma fundacional, especialmente en defensa de la educación pública, la responsabilidad del estado en su financiamiento y por ende, en contra de los subsidios a las escuelas privadas. A favor de recuperar el reclamo para que las instituciones privadas no puedan otorgar títulos, sino que deban ser validados en instituciones públicas (art. 3 de CTERA 1973).

Hemos manifestado que la futura entidad debería mantener las líneas centrales de su estatuto fundacional, derogado por la actual conducción Celeste de CTERA, luego de la derrota del maestrazo en el 88. Centralmente, que las medidas de acción directa y los pliegos reivindicativos se decidan con delegados con mandato de asamblea de base, convocada al efecto, tanto para convocarlas como para cesarlas. A que sus órganos de conducción se elijan por sistema de representación proporcional D´Hondt para garantizar la diversidad de opiniones.

Aspiramos a que una federación de tales características pueda ser un polo de atracción a numerosas entidades de base de CTERA. Tal federación podría contribuir al fortalecimiento de conducciones jurisdiccionales como el actual caso de ATEN-Neuquén que comparten este programa, con las que la federación podría coordinar acciones unitarias.

Por todo esto, sostenemos que esta Federación va en el camino contrario a ser una herramienta genuina de organización de los trabajadores para la defensa de sus intereses. El apuro por la pronta incorporación de Ademys a la misma nos muestra que esta Federación responde a los intereses de un armado político, que lejos está de ser la que constituya ese polo de unidad en la lucha que agrupe a nivel nacional a los sindicatos que no estamos en CTERA. La Federación Nacional Docente no transitó las instancias que creemos habrían permitido una construcción de unidad real.


Nuestra relación con la Lista Violeta de Ademys

Desde Lista de Maestr@s y Profesor@s hemos realizado un recorrido de construcción del sindicato que compartimos durante un tiempo con compañeros de la Lista Violeta. Nos unían acuerdos sobre la necesidad de desarrollar un sindicalismo con principios democráticos que defendiera los intereses de nuestra clase. Sin embargo, hace largo tiempo que nuestros caminos van claramente en distintas direcciones.

La situación actual no es sólo una muestra de asperezas finas entre las dos agrupaciones. Sino que demuestra un cambio cualitativo y algo que de ninguna manera podemos dejar pasar. Intentamos siempre construir un sindicato participativo y en diálogo con los compañeros de la Lista Violeta, pero las decisiones que fuimos tomando, reflejo de posiciones políticas en relación a qué tipo de sindicato queremos, nos distancian cada vez más.
La falta de resolución favorable al ingreso de Ademys al actual proyecto de federación en la asamblea del 6 de noviembre, ha conducido a la Lista Violeta, hoy mayoritaria en su consejo directivo, a tomar medidas incorrectas, como es su desconocimiento queriendo forzar un ingreso que no tiene aval ni siquiera por mayoría simple de sus afiliados.

Porque vamos a seguir peleando por construir un sindicato democrático, convocamos a todos los afiliados a defender nuestro estatuto, nuestra organización, nuestra lucha. No dejemos que nuestro sindicato deje de tener el sello de participación y democracia que ha sabido defender a través de los años.

Colectivo Lista de Maestr@s y Profesor@s
27 de noviembre de 2012
listademaestros.blogspot.com

agrega un comentario


CMI Network: www.indymedia.org Africa: ambazonia canarias estrecho kenya nigeria áfrica del sur Canada: london, ontario maritimes montreal ontario ottawa quebec thunder bay vancouver victoria windsor Asia del Este: burma jakarta japón korea manila qc saint-petersburg Europa: abruzzo alacant andorra anveres armenia atenas austria barcelona belarus bélgica belgrado bristol brussels bulgaria calabria croacia chipre emilia-romagna estrecho euskal herria galiza alemania grenoble hungría irlanda estanbul italia la plana liege liguria lille linksunten lombardia londres madrid malta marseille nantes napoli holanda niza northern england noruega nottingham oost-vlaanderen c.m.i. indymedia paris/Île-de-france patras piemonte polonia portugal roma romania rusia cerdeña escocia suecia suiza torun toscana toulouse ukraine gran bretaña valencia America Latina: argentina bolivia chiapas chile chile sur brasil sucre colombia ecuador méxico peru puerto rico qollasuyu rosario santiago tijuana uruguay valparaiso venezuela Oceania: aotearoa brisbane burma darwin jakarta manila melbourne perth qc sydney Asia del Sur: india mumbai Estados Unidos: arizona arkansas asheville atlanta austin austin baltimore big muddy binghamton boston bufalo charlottesville chicago cleveland colorado columbus washington, dc hawaii houston ny capital ciudad de kansas los ángeles madison maine miami michigan milwaukee minneapolis/st. paul new hampshire nueva jersey nuevo méxico nueva orleans north carolina north texas nyc oklahoma filadelfia pittsburgh portland richmond rochester rogue valley st louis san diego san francisco bahía de san francisco santa barbara santa cruz, ca sarasota seattle tampa bay tennessee urbana-champaign vermont western mass worcester Asia del Oeste: armenia beirut israel palestina proceso: fbi/legal al día listas de correo documentación técnico voluntarios proyectos: impresos radio tv satelital video regiones: estados unidos temas: biotech

Copyleft © 2001-2008 Argentina Centro de Medios Independientes (( i )). Copyleft: Se permite la copia, distribución y uso de los contenidos de Indymedia Argentina, siempre y cuando NO se utilice con fines comerciales, a no ser que se obtenga permiso expreso del autor y en todos los casos se reconozca la autoría (poniendo como fuente http://argentina.indymedia.org ). Las opiniones o artículos vertidos por lxs visitantes o colaboradorxs en el sitio pueden no reflejar las ideas de Indymedia Argentina. Usamos software libre. sf-active v0.9.4 Descargo | Privacidad