Viaje breve por la prisión social – PDF

Enlace de descarga :

Viaje

Encerrar a un ser humano en unos pocos metros cuadrados durante meses y años. Controlarle, espiarle, humillarle y privarle de sus sentimientos. Sin lugar a dudas la cárcel es una forma de tortura.

Y sin embargo, a pesar de lo atroz de la tortura, la sociedad no puede arreglárselas sin la cárcel. O mejor podríamos decir que la cárcel no es una simple emanación del Estado que intenta reprimir y/o aislar seres humanos “desviados”, inadaptados, superfluos o indeseables. Al contrario, es una pieza orgánica de la sociedad.

Mirando bien la evolución de las cosas, podríamos sostener que la cárcel no es una extensión de la sociedad, sino que la sociedad es una extensión de la cárcel. dicho de otra forma, la sociedad entera es una prisión en la que las cárceles son solo el aspecto más evidente y brutal de un sistema que nos convierte a todos en cómplices y víctimas, todos encerrados…

La abolición de la prisión no es posible sin la abolición o, mejor dicho, la destrucción de las relaciones sociales actuales. Los quetodavía defienden la posibilidad de eliminar la tortura que conlleva el encarcelamiento en este mundo cometen un grave error, y realizan -incluso si se puede recnocer, en algunos casos, su buena fé- una obra claramente conservadora.

En pocas palabras, tendríamos que actuar sobre todo en la práctica para superar las separaciones entre la cárcel vista como muros y cadenas, y la prisión social vista como un conjunto de estructuras y de relaciones.

Los posibles “compañeros de viaje” que podríamos encontrar por el camino seguramente no se convertirán en revolucionarios al escuchar nuestro sermón contra las cárceles, pero quizás podrían convertirse en nuestros cómplices como presos en lucha contra una sociedad-cárcel que nos oprime a todos…


*Algunas palabras reflexivas y profundas sobre lo que conocemos por cárcel, que me ha vuelto a tocar el corazón ahora al enterarme del deteriorado estado de salud del compa anarquista Francisco Solar secuestrado (como muchxs más) por el Estado Chileno que está siendo todo lo posible para que se muera dentro encerrado. Francisco ha tenido un grave decaimiento de su salud especialmente de su hígado que le ha llevado a una diabetes con niveles que sobrepasan 5 veces más de lo permitido, y desde luego el estado y ese ente carcelario le han negado el tratamiento de insulina. A eso se suma que en prisión no hay comida saludable, y es a la vista un claro propósito de envenenamiento pasivo a lxs presxs tal cual hacía la Alemania Nazi con su misma gente (aparte de lxs que asesinaba en sus campos de concentración) por “no tener las condiciones físicas internas o externas de una persona aria”, es decir por tener “malformaciones o enfermedades degenrativas etc. a quienes en sus centros hospitalarios les re-sancochaban la comida para que sus alimentos no tenga casi nutrientes y mueran lentamente con el paso de los meses o semanas. Es la historia de toda cárcel.

Comparto el enlace de su caso aquí:

Rancagua: ¡Urgente! Sobre la reciente enfermedad detectada al compañero anarquista Francisco Solar y la delicada situación de salud

https://lapeste.org/2021/10/rancagua-urgente-sobre-la-reciente-enfermedad-detectada-al-companero-anarquista-francisco-solar-y-la-delicada-situacion-de-salud/


Esperando que su caso (y el de otrxs) mejore, y sabiendo que sus más cercanxs se manifestarán de diversas formas, hago un llamado para profundizar sobre este tema en el que se anexan la cárcel y la sociedad porque si ambos no caen no caerá ninguno.

Por un mundo de completa libertad, y para todas las especies.


*Artículo extraído y fotocopiado por alguien desde la Revista Negación N 7 cuyo enlace PDF no encontré, solo encontré la publicación.

https://es-contrainfo.espiv.net/2016/01/07/mexico-sale-el-n-7-de-la-revista-anarquica-negacion/


Adhiero otro zine con nombre: La cárcel y su mundo Reflexiones para una sociedad sin jaulas

La Carcel Y Su Mundo Passamani

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *